Sobre si la mujer puede visitar las tumbas

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

Bismillaahi ar-Rahmaani ar-Rahim

Shaykh ‘Abdul-‘Azīz ibn Bāz

Pregunta:

La interlocutora pregunta: ¿Me es permitido visitar las tumbas? Es decir, yo [deseo] visitar a mi hermano, que Allāh tenga misericordia de él. Desde que mi hermano falleció siempre voy a visitarlo. Llevo un poco de incienso, y paso tiempo con él, y pido a Allāh que tenga misericordia de él, y yo siempre suplico por él para que entre en el Paraíso. ¿Está esto permitido?

Respuesta:

Esto no está permitido. El Mensajero –la paz y las bendiciones de Allāh­­ sean con él– maldijo a las mujeres que visitan las tumbas. Así que las mujeres no pueden visitar las tumbas. De la misma forma que ir a las tumbas con perfume; todo esto es algo pecaminoso. Más bien, [lo que hay que hacer es] suplicar por él desde vuestras casas. Ruega por él en su casa mientras está postrada. Pida a Allāh que tenga misericordia de él, y dé en caridad en su nombre. En cuanto a visitar las tumbas, no; las mujeres no pueden visitar las tumbas. [Debe] arrepentirse de lo que ha hecho, de su acción anterior. Y suplicar por él desde casa; y todas las alabanzas pertenecen a Allāh.

Shaykh Sālih ibn Fawzān al-Fawzān

Pregunta:

La interlocutora dice: en lo que se refiere a la visita de la tumba de mi padre, y en la súplica por él, es de nuestras prácticas ir a visitarlo, y suplicar por él y colocar algunas ramas sobre su tumba.

Respuesta:

Nada de ello está permitido. En primer lugar, no es admisible que las mujeres visiten las tumbas, porque el Profeta –la paz y las bendiciones de Allāh sean con él– maldijo a las mujeres que visitan las tumbas y a los que toman las tumbas como lugares de culto y colocan luces en ellas. Así que las mujeres no pueden visitar las tumbas. Tampoco está permitido poner ramas en las tumbas, porque se trata de una innovación que podría conducir al politeísmo.

[/vc_column_text][TS_VCSC_Info_Notice panel_layout=»notice» panel_type=»success» icon_replace=»true» font_title_family=»Default:regular» font_content_family=»Default:regular» el_file1=»» el_file2=»»]Traducción: Nūr ud-Dīn al-Isbānī[/TS_VCSC_Info_Notice][vc_column_text] [/vc_column_text][vc_btn title=»Descargar» shape=»square» color=»success» i_icon_fontawesome=»fa fa-download» link=»url:http%3A%2F%2Fwww.ummah-islamica.com%2Fwp-content%2Fuploads%2F2015%2F01%2FCan-women-visit-the-Cemetery_-Shaykh-Bin-Baz_-Can-women-visit-the-graves_-Shaykh-Fawzaan-256kbit.m4a||target:%20_blank» add_icon=»true»][/vc_column][/vc_row]

Lea también...

‘Abdullāh ibn Saba’: sus orígenes y una refutación contra aquellos que niegan su existencia histórica

Ibn al-‘Izz al-Hanafī (f. 731 H) dijo: “Los fundamentos del Rafdh comienzan a partir de un hereje e hipócrita que intentó llevar la falsedad al Islām e insultar al Mensajero tal y como los sabios han mencionado. Cuando ‘Abdullāh ibn Saba’ abrazó el Islām, buscó con ello causar corrupción en la religión del Islām mediante conspiraciones y vilezas, tal y como hizo Pablo en la religión cristiana.

Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.