La creencia en los Ángeles de Allāh

Los Ángeles son un asunto del No-Visto. Fueron creados por Allāh y estos Le adoran. No poseen atributos que los distingan como dioses o señores. Allāh los creó a partir de la luz, y les otorgó la recompensa de obedecerLe en todo momento. Él les dio el poder de llevar e implementar Sus órdenes:

۞ وَلَهُ مَن فِي السَّمَاوَاتِ وَالْأَرْضِ ۚ وَمَنْ عِندَهُ لَا يَسْتَكْبِرُونَ عَنْ عِبَادَتِهِ وَلَا  يَسْتَحْسِرُونَ يُسَبِّحُونَ اللَّيْلَ وَالنَّهَارَ لَا يَفْتُرُونَ

{De Él son quienes hay en los cielos y en la tierra; y a quienes están a Su lado no dejan, por soberbia, de adorarle; ni se cansan. Glorifican día y noche sin decaer}[1]

Son tan numerosos que solo Allāh sabe su número. Anas dijo mientras narraba la historia sobre la ascensión a los cielos del Profeta ﷺ que al-Bayt al-Ma‘mūr (está siempre habitada. Es para los habitantes del Paraíso como la Ka‘bah para la gente de la Tierra), fue erigida para el Profeta ﷺ para que pueda contemplarla. Cada día, setenta mil ángeles rezan en esta Casa, y cuando salen de ella no vuelven a entrar [esto muestra cuán numerosos son los Ángeles].[2]

La creencia en los Ángeles

La creencia en los Ángeles consta de tres partes:

  1. La creencia en su existencia. La creencia en lo que nos ha llegado sobre sus nombres, como Jibrīl, y la creencia en los demás Ángeles de cuyos nombres no se nos ha informado.
  2. El credo en lo que nos ha llegado de sus atributos. El ejemplo de ello es la descripción de Jibrīl. El Profeta ﷺ nos ha informado de que vio a Jibrīl en la forma en la que Allāh lo creó: con seiscientas alas y siendo más grande que el horizonte. Los Ángeles pueden cambiar sus formas, por orden de Allāh. Pueden tomar la forma de hombres. Allāh envió Jibrīl a Maryam en la forma de un hombre. También fue enviado al Profeta Muhammad ﷺ mientras se encontraba sentado con sus Compañeros, en forma de hombre y vistiendo prendas muy blancas y con el pelo muy oscuro; un desconocido para los Compañeros en el que no había indicios de viaje. Se sentó junto al Profeta ﷺ y puso sus rodillas junto a las suyas y las manos sobre los muslos del Profeta ﷺ. Le preguntó al Profeta ﷺ acerca del Islām, el Imān, el Ihsān y la Última Hora y sus signos. El Profeta ﷺ le respondió. Entonces Jibrīl los dejó. El Profeta ﷺ preguntó a sus Compañeros: “Este era Jibrīl, que vino a vosotros a enseñaros vuestra religión”.[3] Además Allāh también envió a los Ángeles a Ibrāhīm y a Lūt en forma de hombres.
  3. La creencia en las tareas que realizan por orden de Allāh. Alaban y adoran a Allāh en todo momento sin el más mínimo pesar o fatiga. Algunos Ángeles poseen tareas especiales que cumplir. Jibrīl es el Ángel honorable, con quien Allāh envía la Revelación a los Profetas y Mensajeros. Mīka’īl es el ángel que controla la lluvia y la vegetación por orden de Allāh. Isrāfīl es el ángel encargado de tocar el Cuerno cuando la Hora comience y en el momento en el que se resucita a los muertos. Un ángel es el guardián y supervisor del Infierno. El Ángel de la Muerte captura las almas en la muerte. Hay ángeles que controlan los fetos en el útero. Cuando un feto alcanza los cuatro meses, Allāh envía a un ángel y le ordena que registre su sustento, la edad máxima [que vivirá], los actos y si será miserable [irá al Infierno] o dichoso [al Paraíso]. Hay ángeles que registran las obras de la humanidad, tienen un registro de las obras de todos; hay dos ángeles en cada persona: uno a la derecha y otro a la izquierda. Existen también ángeles que interrogan al difunto cuando está en su tumba; van dos ángeles a cada fallecido y le preguntan acerca de a quien adoraba, la religión que siguió y el mensajero al que obedeció.

Beneficios de la creencia en los Ángeles

  1. Conocer el Poderío, la Fuerza y el Dominio de Allāh. Toda la fuerza de la creación es un signo de la Fuerza del Creador.
  2. Agradecer a Allāh ya que Él protege a la humanidad. Él nombró ángeles para la protección de la humanidad, para registrar sus obras y otras tareas beneficiosas.
  3. Amar a los ángeles porque son verdaderos adoradores de Allāh.

Algunos desviados rechazan que los ángeles existan en una forma física. Afirman que los ángeles son el bien potencial que posee la creación. Esto es un rechazo directo del Libro de Allāh, la Sunnah de Su Mensajero y del Ijmā‘ [consenso] de los musulmanes. Allāh dijo:

۞ لْحَمْدُ لِلَّهِ فَاطِرِ السَّمَاوَاتِ وَالْأَرْضِ جَاعِلِ الْمَلَائِكَةِ رُسُلًا أُولِي أَجْنِحَةٍ مَّثْنَىٰ وَثُلَاثَ وَرُبَاعَ ۚ يَزِيدُ فِي الْخَلْقِ مَا يَشَاءُ ۚ إِنَّ اللَّهَ عَلَىٰ كُلِّ شَيْءٍ قَدِيرٌ

{Las alabanzas a Allāh que dio comienzo a los cielos y a la tierra e hizo que hubiera ángeles mensajeros, con alas dobles, triples y cuádruples}[4]

Y también:

۞ وَلَوْ تَرَىٰ إِذْ يَتَوَفَّى الَّذِينَ كَفَرُوا ۙ الْمَلَائِكَةُ يَضْرِبُونَ وُجُوهَهُمْ وَأَدْبَارَهُمْ وَذُوقُوا عَذَابَ الْحَرِيقِ 

{Y si vieras cuando sean arrebatadas las almas de los que se niegan a creer y los ángeles les golpeen en la cara y en la espalda y prueben el castigo del Harīq…}[5]

Allāh dijo:

۞ وَلَوْ تَرَىٰ إِذِ الظَّالِمُونَ فِي غَمَرَاتِ الْمَوْتِ وَالْمَلَائِكَةُ بَاسِطُو أَيْدِيهِمْ أَخْرِجُوا أَنفُسَكُمُ 

{¿Y quién es más injusto que quien inventa una mentira sobre Allāh o dice: yo he recibido la inspiración, cuando no se le ha inspirado nada; y dice: haré descender algo similar a lo que Allāh hace descender? Y si vieras cuando los injustos estén en la agonía de la muerte y los ángeles tiendan la mano: ¡Expulsad vuestras almas!}[6]

Y también:

۞ حَتَّىٰ إِذَا فُزِّعَ عَن قُلُوبِهِمْ قَالُوا مَاذَا قَالَ رَبُّكُمْ ۖ قَالُوا الْحَقَّ ۖ وَهُوَ الْعَلِيُّ الْكَبِيرُ 

{Y cuando el miedo se haya ido de sus corazones [por los ángeles] y se digan [los ángeles]: ¿Qué dice vuestro Señor? Dirán: la verdad. Y Él es el Excelso, el Grande}[7]

Y también dijo:

۞ وَالْمَلَائِكَةُ يَدْخُلُونَ عَلَيْهِم مِّن كُلِّ بَابٍ سَلَامٌ ۞ عَلَيْكُم بِمَا صَبَرْتُمْ ۚ فَنِعْمَ عُقْبَى الدَّارِ 

{Y los ángeles saldrán a ellos por cada puerta. ¡Paz con vosotros! Porque tuvisteis paciencia. ¡Y qué excelente la Morada del Buen Final!}[8]

El Mensajero de Allāh ﷺ dijo:

«Cuando Allāh ama a un siervo, Él llama a Jibrīl y le dice: “Allāh ama a tal y tal [persona], por tanto, ámalo”. Entonces, Jibrīl lo ama. Después, Jibrīl llama a los habitantes del Paraíso y dice: “Allāh ama a tal y tal [persona], luego amadlo. Entonces, la gente del Paraíso lo ama. A continuación, se le otorga la aceptación [de la comunidad de creyentes] en la Tierra».[9]

También dijo:

«Cuando llega el viernes hay ángeles en cada una de las puertas de la mezquita. Registran al primero y a los restantes [de los que entran] y cuando el Imām se sienta [esperando a que termine la llamada a la oración para comenzar el sermón], cierran los libros y van a escuchar el dhikr [el recuerdo de Allāh contenido en el sermón]».[10]

Los textos anteriores son claros en su significado. Los ángeles poseen formas físicas y no son un estado de la mente como afirman los desviados. El verdadero significado de estos textos establece que los ángeles existen en forma física y esto es aceptado por toda la comunidad islámica.

 

Autor: Shaykh Muhammad ibn Sālih al-‘Uthaymīn
Fuente: Sharh Usūl al-Imān, 27. Dār al-Watan | Riyādh, KSA (1410)
Traducción: Nūr ud-Dīn al-Isbānī
Referencias:

[1] Corán, 21:19-20
[2] Al-Bukhārī y Muslim
[3] Muslim
[4] Corán | 35:1
[5] Corán | 8:50
[6] Corán | 6:93
[7] Corán | 6:23
[8] Corán | 13:23-24
[9] Bukhārī
[10] Ibídem

Lea también...

¿Voluntad propia o destino?