La ayuda de Allāh y Su victoria

Bismillaahi ar-Rahmaani ar-Rahim

{Es cierto que Allāh ayudará a quien Le ayude. Verdaderamente Allāh es Fuerte y Poderoso}

[Corán 22:40]

El imām del Tafsīr de nuestros tiempos, Muhammad Āmīn As-Shanqitī, comentó esta aleya diciendo:

Allāh, el Altísimo y Majestuoso, ha explicado en esta noble aleya que Él ha prometido la ayuda y la victoria a aquellos que Le ayuden a Él. Y es conocido que la ayuda y la victoria de Allāh viene por seguir lo que Él ha prescrito, obedeciendo Sus órdenes y evitando Sus prohibiciones, ayudando a Sus Mensajeros, y a los seguidores de Sus Mensajeros, auxiliando Su religión y combatiendo contra Sus enemigos y sobreponiéndose a ellos, hasta que la palabra de Allāh sea la más alta y la palabra de Sus enemigos sea la más baja.

Allāh el Altísimo explica las características de aquellos a quienes Él ha prometido que recibirán Su ayuda y Su victoria, diferenciándolos de los demás, así que Allāh dijo acerca de aquellos a quienes ha prometido que Él ayudará y les garantizará la victoria, porque efectivamente Él es Quien ayuda y garantiza la victoria:

{Esos que si les damos poder en la tierra establecen el salāt, entregan el zakāt y ordenan lo reconocido y prohíben lo reprobable}

[Corán 22:41]

Así que esta noble aleya apunta al hecho de que quien ayude a Allāh, entonces Allāh le ayudará y auxiliará. Esto es indicado claramente en los dichos de Allāh el Altísimo:

{¡Vosotros que creéis! Si ayudáis a Allāh, Él os ayudará a vosotros y dará firmeza a vuestros pies. Pero los que se niegan a creer, tendrán desprecio y sus acciones se malograrán}

[Corán 47:7-8]

{Ya sucedió antes que dimos Nuestra palabra a Nuestros siervos enviados. Y fueron auxiliados. Y es verdad que Nuestros ejércitos fueron vencedores}

[Corán 37:171-173]

{Allāh ha escrito: Yo venceré, y también Mis mensajeros. Es cierto que Allāh es Fuerte, Invencible}

[Corán 58:21]

{Allāh les ha prometido a los que de vosotros crean y practiquen las acciones rectas que les hará sucesores en la tierra}

[Corán 24:55]

Así que la declaración de Allāh el Altísimo:

{Esos que si les damos poder en la tierra establecen el salāt, entregan el zakāt y ordenan lo reconocido y prohíben lo reprobable}

[Corán 22:41]

En esto está la prueba de que no hay promesa de Allāh de Su ayuda si no se establece el Salāt, es entrega el Zakāt, se recomienda lo que es bueno y se prohíbe lo que es malo. Estos serán quienes Allāh establecerá sobre la Tierra, y a través de quienes Él descenderá Su Palabra.

Del mismo modo, aquellos que no establecen el Salāt, no entregan el Zakāt, ni exigen lo bueno, ni prohíben lo perverso, entonces para estos no hay promesa de Allāh de que Él los ayudará y les garantizará la victoria. Tales gentes no están de Su parte, ni son Sus aliados que tienen la promesa de Su ayuda y victoria. Además, tales gentes están de parte del Shaytān y sus aliados. Si ellos esperaran la ayuda de Allāh y el cumplimiento de Su promesa con ellos, su ejemplo sería como aquel trabajador contratado que rehúsa hacer el trabajo para el que fue contratado, y aun así espera ser recompensado. Quienquiera que sea como éste, no tiene intelecto.

Fuente: Adwa’ Al-Bayān, 5/703-704
Traducido por: Mūsā ‘Abdullāh Reyes

Lea también...

Por qué se detesta a los cuentacuentos